5 Reglas Infalibles para Colocar un Tapete en tu Hogar

5 Reglas Infalibles para Colocar un Tapete en tu Hogar

Los tapetes no solo son elementos decorativos que añaden estilo y confort a cualquier habitación, sino que también tienen el poder de transformar completamente un espacio. Sin embargo, elegir el tapete adecuado y saber dónde y cómo colocarlo puede ser todo un arte.

Aquí te presentamos 5 reglas de infalibles que te ayudarán a acertar en la elección y colocación de tu tapete.

 

Tamaño adecuado

El tamaño del tapete es crucial para el balance del espacio. Un tapete demasiado pequeño puede hacer que la habitación parezca desproporcionada, mientras que uno muy grande puede sobrecargar el espacio. Una buena regla general es seleccionar un tapete que sea lo suficientemente grande para que al menos las patas delanteras de los muebles estén sobre él. En el comedor, asegúrate de que el tapete sea lo suficientemente grande para que las sillas aún estén sobre él cuando se alejen de la mesa.

 

Considera el uso del espacio

El tipo de tapete que elijas debe ser adecuado para cómo se usa el espacio. Por ejemplo, un tapete de fibras naturales como el yute puede ser perfecto para un salón con un uso moderado, mientras que un tapete con una fibra más resistente y fácil de limpiar, como el polipropileno, podría ser mejor para una sala de juegos para niños o una entrada con mucho tráfico.

 

Juega con la forma

No todos los tapetes tienen que ser rectangulares. Jugar con diferentes formas puede agregar un elemento de sorpresa y originalidad a tu habitación. Un tapete circular puede suavizar un espacio dominado por líneas rectas y muebles angulares, mientras que un tapete cuadrado puede complementar una sala de estar espaciosa y estructurada.

 

Color y patrón

El tapete es una excelente oportunidad para introducir color y patrón en una habitación. Si tus muebles y paredes son relativamente neutros, un tapete vibrante puede ser el toque final que una habitación necesita para cobrar vida. Sin embargo, si ya tienes un espacio con muchos colores o patrones, considera un tapete en tonos más neutros o con un patrón más sutil para no sobrecargar el espacio.

 

Ubicación y disposición

Finalmente, la ubicación del tapete en la habitación debe ser considerada cuidadosamente. Un tapete bien posicionado puede ayudar a definir las áreas en un espacio abierto, como distinguir la sala de estar del comedor en un diseño de concepto abierto. Asegúrate de que el tapete esté centrado en el espacio y que distribuya uniformemente el equilibrio visual de los muebles alrededor.

 

¡Descubre el complemento perfecto para tu espacio! Visita nuestro catálogo de tapetes y encuentra el diseño que transformará tu hogar. ¡Haz clic aquí para explorar nuestra colección exclusiva!

 

Siguiendo estas reglas, no solo mejorarás la estética de tu hogar, sino que también crearás un ambiente más acogedor y funcional. Un tapete bien elegido y colocado adecuadamente puede hacer maravillas en cualquier espacio.

Más mensajes